Animación realizada para el fomento de la lectura. Fue un encargo de mi tía Sunny Montoya para un festival del libro en una escuela donde ella daba clases. Otro dato curioso es que varias de las voces fueron dobladas por mi papá.